Empresas Ni-Ni, Ni subvenciones Ni incentivos

Supongo que a muchos os sonará el programa de televisión Generación Ni-Ni que emitía la Sexta, aunque es un término muy conocido. Jugando un poco con el término, se me vino a la cabeza Empresas Ni-Ni para el título de esta entrada. Hace pocas horas escribí este tweet:

Son bastantes los que se atreven a escribir artículos en blogs y periódicos con recomendaciones para acabar con la crisis. Y digo “se atreven” porque la situación económica actual es un asunto sumamente complejo que requiere tener información y conocimientos en distintos campos, no sólo en el económico. Simplemente me voy a dedicar a escribir cosas y/o situaciones que en forma de obstáculos KLICAP se encuentra por el camino. Poner en marcha una empresa y mantenerla a flote no es tarea fácil y nunca pensé que fuera a ser un camino cómodo con suelo radiante y refrescos en la cuneta, pero que nos pongan obstáculos no es admisible.

Los que me conocen saben que no me gustan los mensajes vacíos como los que muchos jugadores de fútbol ofrecen a los medios cuando se les pregunta, ¿Qué resultado esperáis conseguir?. Por eso mismo voy a listar algunas cosas y/o situaciones que están haciendo el camino de KLICAP más duro de lo que por sí es:

  1. Respeto mucho a las empresas que optan por subvenciones y ayudas, sin embargo también se tiene que respetar e impulsar las empresas que deciden nacer/crecer con otro tipo de recursos. Aunque estas subvenciones y ayudas actúen como catalizador para el tejido empresarial no me parece una iniciativa justa. Este dinero público, contribuido por todos los que por suerte seguimos trabajando, carece del control y seguimiento que se espera. ¿Cuántas empresas se han beneficiado de algún tipo de ayuda y están cerradas? Pueden haber cerrado por muchos motivos pero es irritable entrar a unas oficinas completamente equipadas, hiper-mega cool design y puestos de CTO, CCO, CHO, CKO y todos los CXO que se os ocurran. Cuando sales de ahí te preguntas, ¿Y todo eso es necesario para montar ese proyecto en internet? Está claro que no, pero han contado con gente realmente buena consiguiendo financiación, tanto pública como privada. Y cuando más mejor. Así vivirán mejor los años que esto dure.
  2. Si una empresa o autónomo se equivoca en un céntimo en la declaración trimestral del IVA, en Hacienda saltan miles de alarmas. Y todo porque te has olvidado incluir una factura o porque te has equivocado al introducir los importes. Cuando te pasa esto dices, qué control tiene el estado del movimiento del dinero. Entonces, cómo es posible que haya gente defraudando millones evadiendo impuestos, patrimonios, etc… Con razón dicen que es más fácil robar cantidades astronómicas que estafar unos pocos euros. ¿Por qué tenemos que declarar y pagar el IVA que aun no hemos ingresado? Pero el colmo de esta situación se produce cuando el IVA te lo tiene que pagar el propio estado, que es quien te lo reclama.
  3. Los impuestos locales (Ayuntamientos) son sangrantes. En Mairena del Aljarafe (Sevilla) los impuestos (basura e IBI) que pagamos por la oficina van en aumento año tras año. Optamos por alquilar una oficina porque los viveros de empresas que conocíamos tenían muchos requisitos incompatibles con nuestras necesidades. Por ejemplo, no podíamos contratar línea de datos y voz usando WiMAX porque no nos dejaban colocar una antena.
  4. Las contrataciones en KLICAP están limitadas a autónomos TRADE porque es la forma que hemos visto más interesante para ofrecer un sueldo digno a corto plazo. Un contrato indefinido no puede ser considerado igual en una empresa recién constituida que en una consolidada y con años de trayectoria.
  5. Estamos realmente contentos con nuestra asesora (fiscal y laboral) y sin duda es de las mejores elecciones que hemos hecho. Pero, ¿no habría alguna forma de simplificar las cosas y que nos pudiésemos ahorrar esos 250 euros mensuales? Y no sólo hablo por las pequeñas empresas, sino también por los autónomos. Recientemente hemos emitido nuestra primera factura en el extranjero y esto ha implicado aprender cosas nuevas, presentar modelos en Hacienda, tener presente cosas nuevas, etc…
  6. ¿Impuesto de sociedades? Pero señores seamos serios. ¿Cómo me puedes pedir dinero en mi segundo año porque tuve “beneficios”? ¿Qué beneficios? Ese dinero es el que tengo para pagar las nóminas de los meses siguientes.
  7. Que las grandes empresas tengan el poder suficiente para fijar sus pagos en 180 días es peor que darle sal a alguien que no tiene agua y está atravesando el desierto.
  8. Conseguir un proyecto con la administración pública es siempre una buena noticia, pero si los pagos tardan tanto, sucede lo mismo que en el punto anterior. Por favor que alguien detenga las licitaciones hasta que no haya liquidez en las arcas públicas. Esto es pan para hoy, y hambre para mañana.
  9. ¿Y qué pasa cuando la licitación requiere que entregues un depósito en concepto de garantía? El Estado se queda con tu dinero durante un largo periodo (años), ¿Qué pasa con los intereses que ese dinero podía haber generado? ¿Qué pasa si necesitas efectivo y ese dinero te hubiera podido salvar? Son cosas que hemos dejado que sucedan, y nos están pasando factura.

Nosotros hemos optado por financiar KLICAP dejando a un lado subvenciones e incentivos, pero eso no significa que no revindiquemos ayudas y facilidades a las empresas de reciente creación. El Estado, a través de los Ayuntamientos, tiene que crear infraestructura y aportar recursos suficientes para que la gente con ilusión, motivación e ideas se centre en sus proyectos no en la burocracia que cualquier paso que damos requiere.

Si durante los próximos días recuerdo algo más, revisaré la lista.

2 thoughts on “Empresas Ni-Ni, Ni subvenciones Ni incentivos

  1. En el EBE de este año, cuando hablaban de lo genial y listos que eran en Silicon Valley (“ten siempre claro como vas a ganar dinero por si te lo preguntan”…) hubo un tweet de “perro viejo” que me hizo mucha gracia:

    “Dejaros de filosofía y de Thinking Enviroment, en España lo que hace falta es que los clientes no te paguen a 120 días… si te pagan”

  2. @David Bonilla

    Mi capacidad de consejos y recomendaciones de gurús está llena, e incluyo a todos los políticos que hablan de economía para las pymes cuando no saben lo que es pagar el IRPF de una nómina.

    Como bien decías en tu bonilista, hay algunos que queremos conseguir nuestro objetivo sin renunciar a otros, como por ejemplo vivir en nuestro país junto a nuestros amigos y familia.

    Un saludo

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *